Audio cuts

  1. Radio Caput

    Nosotros los Otros

    11/17/2022

    17:04

    Entrevista al Dr Eduardo Barcesat, abogado constitucionalista, docente universitario, defensor de DDHH. EDITORIAL DE LARRY LEVY Una vez más recurrimos al diccionario para encontrar la definición más ajustada, para hacer sintonía fina, de lo que creíamos saber desde siempre. Pero, claro, no sólo la lengua está viva, sino aquello que definimos con palabras, también va mutando... tomando sentidos nuevos y abandonando conceptos que van perdiendo vigencia. La Real Academia nos dice que la Constitución es “la ley fundamental de un Estado, con rango superior al resto de las leyes, que define el régimen de los derechos y libertades de los ciudadanos y delimita los poderes e instituciones de la organización política”. En este caso, lo que la almidonada Real Academia de la Lengua nos define, es la formalidad de un concepto que apenas puede ser usado como disparador de un debate político-filosófico en el que entran enunciados de igualdad y equidad y se enfrentan a los poderes de la realidad. Aparecen como conjugaciones imperfectas y declinaciones imprecisas, que hoy, a la luz de los hechos sólo generan contradicciones insalvables... si no se llega a un piso de acuerdos y a una síntesis política que logre tabicar y encuadrar al poder de la acumulación de unos pocos en detrimento de las grandes mayorías. No lo sé, pero se me ocurre que necesitamos una ley de leyes que determine un compromiso inquebrantable con el resguardo de los derechos humanos, la dignidad y el bienestar del conjunto. Pero debe ser un texto sin ambigüedades, y que a la vez estimule el debate entre pares y no... entre poderosos y desposeídos; una discusión de intereses y no de interesados; que interprete lo popular como llave de acceso a la Justicia y no como potestad de unos pocos elegidos que ejercen la tutela de esa legalidad. Y agrego un deseo… un texto que dé categoría política a la “felicidad del pueblo”. Nuestro invitado de hoy, sabe… y mucho de todo esto...

  2. Radio Caput

    Periferias Del Cine

    11/19/2022

    12:10

    Idea y conducción: Luis Franc. Editorial: “La torre de Babel del cine argentino” Tema del día: Formas a través del tiempo en el habla del cine argentino. La tradición y sus quiebres. Relación con las formas actorales. La palabra autorizada. Formas regionales. Ciudad, ciudades, periferias. Aprovechamos en esta ocasión la reciente publicación del libro “El cine como eco. Vaivenes de la lengua en el cine argentino” (coedición entre la Biblioteca ENERC INCAA y Ediciones CICCUS) de Fernando Varea - Licenciado en Comunicación Social (Universidad Nacional de Rosario), periodista e investigador especializado en medios audiovisuales, docente, colaborador en medios gráficos y programas radiales, programador de ciclos de cine, autor de “El cine argentino durante la dictadura militar 1976/1983” (Editorial Municipal de Rosario, 2006) y otras publicaciones, autor-editor del blog Espacio Cine (https://espaciocine.wordpress.com/) – a quien invitamos a exponer los tópicos centrales de su recorrido en el texto. De este modo, pasamos por las palabras que sobreviven o no al paso del tiempo en el cine argentino, los diferentes modismos y dialectos, la escasez de lo regional, el rol central de la generación del ochenta en la tradición de la lengua, las “palabras autorizadas”, los problemas que se plantean en las periferias que surgen en “Tire die” de Fernando Birri, el reemplazo de la idea de “evolución” de la lengua por “sacudidas”, el uso del lenguaje en “Pizza, birra, faso” en oposición a la tradición, el advenimiento del tango en el cine con la llegada del sonoro, el rol central de la radio y los radioteatros, los usos del lunfardo que aún se mantienen hasta hoy, el lenguaje en Leonardo Favio, el concepto de “actor popular” de Osvaldo Pelletieri en los personajes de Nini Marshall, la intersección de voces en “La ciénaga” de Lucrecia Martel, los usos de la política, la mención ambigua a Perón en “Los jóvenes viejos” de Rodolfo Kuhn y el tono crítico del Nuevo Cine Argentino de los sesenta. Autores y películas que se mencionaron: “Nobleza gaucha” (Humberto Cairo, Ernesto Gunche, Eduardo Martínez de la Pera, 1915), “La guerra gaucha (Lucas Demare, 1942), “Tire die” (Fernando Birri, 1960), César González, “Pizza, birra, faso” (Adrián Caetano, Bruno Stagnaro, 1998), Pepe Arias, Carlos Gardel, “Así cantaba Carlos Gardel” (Eduardo Moreira, 1935), “El dependiente” (Leonardo Favio, 1969), “Se nos fue redepente” (espectáculo teatral de Nini Marshall comenzado a escribir en los años 40, y estrenado en 1973), “La ciénaga” (Lucrecia Martel, 2001), “Los jóvenes viejos” (Rodolfo Kuhn, 1962).

  3. Radio Caput

    Periferias Del Cine

    06/25/2022

    12:03

    Idea y conducción: Luis Franc. Co conducción: Sofía Checchi. Editorial: “El fin de la ilusión” Tema del día: Quiebre de la forma clásica. La imagen-tiempo. El concepto de vidente. Cine moderno como un nuevo hábito. Autores representativos. Cine moderno y cine de autor. Pensamos el tema junto a Fernanda Alarcón (@ma.fernanda.alarcon) - Licenciada en Artes (UBA), docente de Análisis y Crítica de Cine y de Historia de las Artes Audiovisuales; coordinadora de los talleres “Miradas degeneradas” y “Máquinas de mirar” en el Museo de Arte Latinoamericano de Buenos Aires (MALBA); su tesis de maestría fue “Figuras vacilantes, paisaje, espectro y jardín en el cine de Lucrecia Martel” -. Abordamos el surgimiento, apogeo y caída del cine moderno desde los años sesenta; el aporte a la modernidad cinematográfica de Brian de Palma, Steven Spielberg, Martin Scorsesse y Francis Ford Coppola, luego opacados por sagas o seriales; los ejemplos de Ingmar Bergman, Federico Fellini, Apichatpong Weerasethakul, Abbas Kiarostami, Lucrecia Martel, Pedro Costa y Paz Encina ; sobre cómo el cine moderno resurge en el nuevo cine argentino y en cines periféricos; las diferencias y similitudes entre cine moderno y cine de autor; las influencias de las vanguardias de los años veinte en la modernidad cinematográfica; sobre qué estructuras suele elegir la cinefilia; la elusión del conflicto central; la incorporación de un nuevo hábito; el efecto de “Mi vecino Totoro” de Hayao Miyazaki; sobre el concepto deleuziano de vidente y cómo generar la videncia en los espectadores; el tiempo como tema; el plano secuencia fijo como cliché contemporáneo, la trampa de “El arca rusa” de Alexsandr Sokurov; las estrategias de David Lynch como autor convocante y sus diferencias con Alain Resnais a través de “Hiroshima mon amour” y “Providence”; Alfred Hitchcock y Orson Welles como autores entre clasisismo y modernidad; la subversión de ciertos cánones narrativos por parte de Hitchcock con los casos de “Psicosis” y “Vértigo”; la posmodernidad en Mariano Llinas, Peter Greenaway y Quentin Tarantino; el manierismo según Serge Daney y la referencia a la mirada contemporánea de “Todo en todas partes al mismo tiempo” de Daniel Kwan y Daniel Scheinert. Autores y películas que se mencionaron: Brian de Palma, Steven Spielberg, Martin Scorsesse, Francis Ford Coppola, Ingmar Bergman, Federico Fellini, Apichatpong Weerasethakul (“Memoria”, 2022) Abbas Kiarostami (“Donde está la casa de mi amigo”, 1987), João Pedro Rodriguez, Miguel Gomez, Pedro Costa, Alain Resnais (“Hiroshima mon amour, 1959 – “Providence”, 1977), Hayao Miyazaki (“Mi vecino Totoro”, 1988), Lucrecia Martel, Alfred Hitchcock (“Vértigo”, 1958 - “Psicosis”, 1960), Orson Welles, Paz Encina (“Eami”, 2022), Alexsandr Sokurov (“El arca rusa”, 2002), Mariano Llinas, Peter Greenaway, Quentin Tarantino, Daniel Kwan y Daniel Schneinert (“Todo en todas partes y al mismo tiempo”, 2022).

  4. Radio Caput

    Nosotros los Otros

    11/03/2022

    17:04

    Entrevista a Juan Valerdi, economista, tributarista y docente universitario. EDITORIAL DE LARRY LEVY Estamos tan alienados, tan desbordados por la información, por la cantidad de noticias que recibimos a diario, de diversas fuentes y en una secuencia interminable, que es casi imposible procesar y darle a cada cosa el valor y la importancia que debería tener. Pero hay algunos ámbitos de la información que por su complejidad ni siquiera la intentamos analizar. Un ejemplo de eso es la economía. Sólo alcanzamos a protestar o a quejarnos en lo que nos afecta al bolsillo y parafraseando a Axel Kiciloff, podríamos decir que cuando la explicación se hace inentendible y compleja, es que nos están engañanando… La economía, como ciencia social, no es exacta y si bien contiene algunas fórmulas con resultados precisos… muchas de sus acciones y reacciones responden al humor social y político, y a las intenciones de los grupos de poder. Pero sin dudas, no es la economía un factor autónomo e independiente de la decisión política. Cuando Bill Clinton en su campaña presidencial dijo la famosa frase “Es la economía, estúpido”, no hacía más que reforzar la mirada neoliberal de la política en la cual la acumulación de poder económico asegura y resguarda el dominio de una minoría por sobre el interés de las mayorías. Para nosotros, la comprobación es contundente. Las empresas, es decir el poder real, ganaron con los gobiernos nacionales y populares mucho más que con, por ejemplo, el gobierno de Macri… sin embargo, prefieren a Mauricio antes que a Cristina. La explicación es netamente política, lo demás, es pura sarasa, pura charlatanería.

  5. Radio Caput

    Nosotros los Otros

    10/27/2022

    17:04

    Entrevista a Ivy Cángaro, periodista de investigación y escritora. Entrevista a Eduardo Freiler, abogado. Exjuez de la Cámara Federal porteña. EDITORIAL DE LARRY LEVY La mendacidad, la mentira se ha convertido en una “comoditie”, en un valor de cambio del discurso político de la derecha. La mentira llega al público con una dosis de refuerzo aplicada por la prensa hegemónica que trata de convertir el engaño en verdad revelada. Además de estas estrategias, bien armadas y maquilladas, que ocultan siempre el despojo a los vulnerables y el robo sistemático de los poderosos… digo... además... todo esto cierra con la firme tutela de un superpoder vitalicio que legitima la trampa... Hablo del Poder Judicial. Todos decimos que la gran masa de funcionarios judiciales no es corrupta. Seguramente es cierto. Sin embargo, después de lo ocurrido esta semana con el mal llamado impuesto a las ganancias, la actitud corporativa de jueces y funcionarios, hace que no sea menos cierto que ese superpoder vitalicio marca la profunda promiscuidad de la desigualdad y desmiente el sentido solidario de una buena parte de la sociedad. Frente a la pobreza, frente a la indigencia… la falta de empatía y la clara desigualdad frente a la responsabilidad social... es un delito moral que enoja y acentua los desequilibrios del sistema. Todo esto sin hablar aún del lawfare, y del uso de los tiempos y los recursos técnicos y materiales de la Justicia para convalidar el despojo de los poderosos… para enlentecer las investigaciones, para desviarlas, para amañarlas y finalmente ocultar o beneficiar a un sector determinado. Es el caso increíble del ritmo de la investigación de intento de magnicidio de la vicepresidenta. No se puede tener una mirada indulgente cuando se naturaliza y se acepta no sólo el discurso de odio, sino la acción de odio que socava la convivencia de cualquier sociedad. Hoy vamos a conversar con una periodista que le puso imagen y nombre a los violentos y con un exjuez eyectado del sistema por atreverse a tocar el poder.